Loading the content... Loading depends on your connection speed!

Llámanos: 962.058.274 - 616.967.111
Shopping Cart - 0,00
Posibilidad de lluvias para el mediterráneo. Domingo 28 de enero.
Acumulado de lluvias para la Península Ibérica hasta el día 8 de enero.

Aquí tenemos el mapa que nos genera el modelo matemático GFS (también llamado el modelo americano) con el acumulado de lluvias desde hoy, viernes día 5 por la mañana, hasta el lunes 8. Una vez más comprobamos cómo la circulación del oeste, responsable de que vayan entrando los frentes atlánticos, va dejando lluvias en toda la península… casi. Porque Valencia, Alicante, Murcia y Almería quedan al margen. Siempre ha sido así, y siempre lo será. En esta ocasión, además, se va a dar la mala suerte de que la borrasca que se forma en superficie no va a favorecer la entrada de vientos húmedos marítimos, que son los que más favorecen a esta parte de España. Así que, una vez, más, no veremos mucha lluvia.

El Monte Perdido, casi sin nieve. 5 de diciembre.
Sigue la nevada en el Pic du Midi de Bigorre. 1 de diciembre.

Pues sí: sigue la nevada en el Pic du Midi de Bigorre, a una altitud aproximada de 2886 metros. Esta invasión de aire marítima polar tropieza con la barrera de los Pirineos y descarga casi toda su precipitación en la cara de barlovento, que es la norte. Cuando la “nortada” es de primera división, la nieve salta la divisoria y también nieva en la vertiente de sotavento, como será este caso. De todas maneras, el premio gordo se lo lleva, en esta ocasión, toda la Cordillera Cantábrica, muy expuesta al mar y a la carga de humedad que este proporciona a la masa de aire frío. De todas maneras, nada raro para un 1 de diciembre.

“El Círculo del Agua”, primera novela de Antonio Pardo.

Como cada semana, Dharani y Yash, dos inseparables amigos de un pueblecito del centro de la India, acuden al mercadillo que se organiza junto al río para vender sus mercancías. Pero ese no es un día cualquiera, porque en sus orillas va a tener lugar una ceremonia especial, y Dharani estará presente.
Cae la tarde y comienza el rito, y Yash, que observa oculto desde la lejanía, se da cuenta de que aquello no es lo que su compañera creía…

 

 

"El Círculo del Agua", primera novela de Antonio Pardo.

 

Así comienza El Círculo del Agua, la primera novela que yo, el que esto escribe, acabo de terminar. Hoy hablo como Antonio Pardo, no como propietario de Altocúmulo.

Vaya por delante mi sinceridad, humildad e inexperiencia en todo lo relativo al mundo literario.

Después de un año, he llegado a la conclusión de que el hecho de escribir una novela no surge desde la ocurrencia de un momento, ocurrencia que se puede convertir en empecinamiento si el único objetivo es llenar páginas y páginas. En mi caso creo que “el Círculo del Agua” es el resultado de la “mineralización” de la fantasía almacenada en mis recuerdos durante los años de la adolescencia. Los veranos de aquella feliz época, leyendo y releyendo las aventuras de Sandokán, mezclaban en mi cabeza las luchas de los invencibles piratas contra el enemigo inglés, así como las tremendas traiciones y venganzas de la temible secta de los estranguladores, ya en la India. Mompracem, los paraos, Sarawak, la ciudad negra de Calcuta, Surama, Tremal-Naik, Kammamuri… todo eso ha permanecido siempre conmigo, y la idea que un buen día surgió en el momento del reposo nocturno (casi siempre el origen de los mejores proyectos) se ha ido desarrollando, sin ayuda “obligada” por mi parte, hasta convertirse en lo que hoy tengo delante.

Y ¿qué vamos a encontrar en “El Círculo del Agua”? Pues un homenaje a Emilio Salgari en forma de novela de aventuras, orientada hacia todos los públicos, pero que podría encajarse en el segmento “juvenil”. Época actual, personajes “normales”… y aventura y misterio. Y todo ello deslizándose sobre un “camino amarillo”, como en “El mago de Oz”, que es la lluvia. La lluvia y la meteorología como hilo conductor, pero sin la intensidad que nos haría considerarla como una novela eminentemente meteorológica.

En resumen, tengo la esperanza de que los lectores, al menos, puedan decir que está bien escrito (cosa en la que he puesto toda mi alma)… y que han leído 50 libros peores.

Según lo previsto, “El Círculo del Agua” estará disponible a partir de la semana del 11 de diciembre, ya sea en nuestra tienda física o en la tienda on line. Y el viernes 15 de diciembre haremos la presentación oficial en Altocúmulo, en Valencia. Están todos invitados.

Por último les dejamos con el enlace a la pequeña presentación a la que nos invitaron los amigos del programa “Estil Mediterrani”, en el canal 8-Mediterráneo TV.

¡Nos vemos por ahí, de aventuras!

La quitanieves en acción en el Pic du Midi de Bigorre. 14 de noviembre.

Pasó la nevada, salió el sol y la maravillosa ventana que nos brinda la webcam del Pic du Midi de Bigorre, a 2885 metros de altitud, en el Pirineo Central, permite que veamos cómo ha quedado todo tras el paso de la nortada. Vemos todo lleno de nieve, y justo a la izquierda de la cúpula blanca del centro de la imagen podemos ver cómo sale despedida la nieve que se va “comiendo” una de las pequeña quitanieves de que disponen allá arriba. Como podemos ver más a la izquierda, la zona del mirador (escaleras) ya ha sido limpiada parcialmente, aunque los 7 bajo cero no permiten quitar mucho más.

Altocumulus stratiformis en Valencia. 8 de noviembre.

Esta mañana entra un frente lluvioso por los Pirineos. Le acompaña una bolsa de aire frío que acabará pasando por la Comunidad Valenciana. Esto, aunque no lleve implícito que lleguen las lluvias, sí que se puede considerar un cambio de tiempo. Y las señales del cielo así lo indican, en forma de estas bonitas nubes, llamadas Altocumulus stratiformis. Son Altocumulus por el tamaño aparente de cada una de las unidades y también porque tienen sombra propia (como podemos ver muy bien a primeras horas de la mañana), y son de la especie Stratiformis por el aspecto de capa o sábana que suele cubrir parte del cielo. Una magnífica imagen para comenzar este 8 de noviembre..

Nubes medias sobre Valencia. Cambio de tiempo. 31 de octubre.
Las maravillosas figuras de los Stormglasses.

Stormglass, Cristal de tormenta, Vaso de tormentas o Barómetro de Fitz-Roy. Esas son las cuatro denominaciones del bonito instrumento cuyos cristales, hoy, os volvemos a mostrar.

Este ingenio procede el siglo XIX, y fue originariamente pensado para evitar que los pescadores ingleses sufriesen las consecuencias de las tormentas imprevistas cuando salían a pescar.

Los componentes del Stormglass son etanol, alcanfor, cloruro de amonio, nitrato de potasio y agua destilada. Todo ello mezclado en su justa medida nos da como resultado una composición de cristales que adoptarán una u otra forma según el tiempo atmosférico que se nos venga encima.

Y ¿qué nos estamos encontrando estos días?. Tenemos un bloqueo anticiclónico sobre la Península Ibérica que nos deja noches frescas, días muy agradables y vientos en calma. Esta situación de temperaturas mínimas algo frescas las interpreta el Stormglass como podéis ver en las siguientes imágenes.

Sí, una imagen vale más que mil palabras. Ramas, helechos… ahí lo dejamos. Pero, eso sí, son inconfundibles para el ojo algo avezado.

Las maravillosas figuras de los Stormglasses.

 

 

Las maravillosas figuras de los Stormglasses.

 

 

Las maravillosas figuras de los Stormglasses.

 

 

Las maravillosas figuras de los Stormglasses.

 

 

Las maravillosas figuras de los Stormglasses.

El huracán Ofelia viaja hacia el norte.

La imagen que traemos hoy es la de la trayectoria esperada para el huracán “Ofelia”. Los huracanes se forman en la zona del Atlántico situada entre el Golfo de Guinea y el Caribe. Viajan de este a oeste, llegan al Golfo de Méjico y giran hacia el norte, momento a partir del cual su trayectoria es de oeste a este (en ambos casos les ayuda la circulación general). Y casi siempre, al subir de latitud y atravesar aguas más frías, pierden energía y dejan de ser huracanes para convertirse en tormentas tropicales o en borrascas “normales”… salvo en algunas ocasiones, como pasa con “Ofelia”.
Pueden ver en este gráfico a “Ofelia” con la indicación “H”, de huracán, para estos primeros días, y “S” de tormenta para los siguientes, en su camino hacia el norte. Pues bien, “Ofelia” va a pasar frente a Galicia con la categoría de huracán, lo que no deja de ser llamativo.
¿Es posible que llegue a Galicia?. Pues sí, podría pasar, pero no está previsto. Digamos que los huracanes aman el agua y detestan la tierra, porque allí tienen energía y aquí no. Y por eso es poco habitual que lleguen a tierra, como ha pasado este año con “Harvey” y “Maria”.
Así que, a falta de algo más interesante, observemos el proceder de “Ofelia”, que tiene la misma energía que el personaje de Mortadelo y Filemón.