Loading the content... Loading depends on your connection speed!

Carrito de la compra - 0,00

Amanecer con nubosidad sobre el mar. Mareny Blau.

Como cada año por estas fechas comenzamos a ver signos de que la atmósfera va cambiando conforme avanza el verano. Si en julio tenemos mañanas cubiertas de nubes bajas junto al mar, debido a la humedad que nos trae por ejemplo un débil levante, en agosto empezamos a observar situaciones como la de la imagen. La temperatura del mar, elevada, y que no cambia del día a la noche (debido al elevado calor específico del agua salada), junto con la disminución de horas de luz (lo que hace, indefectiblemente, que haya más horas de enfriamiento) provoca el crecimiento de estas nubes “nocturnas” encima del mar. Nubes que con las primeras luces parecen muy amenazadoras pero que se van disipando en poco tiempo. Y que nos dejan bonitas estampas, como la de esta mañana.

El ojo poco avezado pensará que la jornada de playa se esfuma en el aire, pero nosotros sabemos que no será así, ¿verdad?.

Leave a Comment